¡Oferta!

Haworthia fasciata cv. Alba

El precio original era: 3,00 €.El precio actual es: 2,75 €. IVA incluido

Sin existencias

Haworthia fasciata ‘Alba’ es el nombre sinónimo de Haworthiopsis fasciata ‘Alba’. En vaso de 5,5 cm.

Características

Haworthia fasciata es una suculenta de porte bajo que se destaca por su capacidad de producir numerosos retoños. Sus hojas exhiben tubérculos horizontales de color blanco en la parte inferior, mientras que la parte superior se presenta plana o cóncava, de textura lisa y sin tubérculos. A medida que la planta crece, tiende a expandirse horizontalmente, formando colonias de gran tamaño con el tiempo. Además, en la cara externa inferior de las hojas, se aprecia una forma redondeada acompañada de bandas de tubérculos. Haworthia fasciata ‘Alba’ y Haworthia fasciata ‘Big Band’ son variedades de Haworthia fasciata que presentan diferencias distintivas. ‘Alba’ se distingue por sus hojas de color verde claro o casi blanco, mientras que ‘Big Band’ exhibe hojas de tono verde más oscuro o verde azulado con bandas blancas más anchas y prominentes. En cuanto al crecimiento, las plantas de ‘Big Band’ tienden a formar rosetas ligeramente más grandes y robustas en comparación con las de ‘Alba’. Estas variaciones en el color y el tamaño añaden un encanto único a la especie

Cuidados

Es una planta suculenta de fácil cultivo y crecimiento relativamente rápido. Puede ser mantenida en el interior de la casa, siempre y cuando reciba una abundante iluminación.

  • En cuanto al sustrato, puede crecer en diferentes tipos de suelos y sustratos, siempre y cuando tengan un buen drenaje para evitar el exceso de agua. Se recomienda evitar sustratos con un pH ácido, ya que no son favorables para su desarrollo.
  • En términos de iluminación, Haworthia fasciata se desarrolla bien en lugares con semisombra o luz filtrada, pero también puede adaptarse a recibir algo más de sol. Cuando se expone al sol, las hojas adquieren un tono rojizo y la planta se mantiene más compacta.
  • En cuanto al riego, se debe regar la planta cuando el sustrato esté completamente seco. Durante los meses de verano, se debe aumentar la frecuencia de riego para mantener una leve humedad en el sustrato. Por el contrario, durante el invierno, los riegos deben ser reducidos para evitar el exceso de humedad, lo cual puede ocasionar la pudrición de las raíces y los tallos.
  • Aunque puede tolerar heladas leves, se aconseja protegerla del frío y las heladas prolongadas para mantener su salud y evitar daños.
Scroll al inicio
× Hacer pedido por Whatsapp